Introducción y método

Introducción

El gobierno de Madrid ha desarrollado en la última década una economía de casino, especulativa, de excesos y despilfarros que, mientras para unos pocos producía enormes beneficios, para una gran mayoría solo generaba desempleo, precariedad y efectos demoledores en lo social y en lo ambiental.

Pese a ello, los gobiernos del Partido Popular han permanecido indiferentes a las necesidades de la ciudadanía, y siguen empeñados en resucitar el mismo modelo especulativo que nos ha traído hasta aquí. Este modelo, económico y social, ha acrecentado, junto con los recortes en servicios públicos, los niveles de desigualdad y pobreza.

Mientras unos pocos se enriquecían a base de privilegios y corrupción, la inmensa mayoría veía como se reducían y eliminaban derechos laborales y sociales, conquistados tras años de lucha social. La crisis del sistema financiero ha dejado al descubierto la contaminación del sistema político e institucional, y ha quebrado la confianza en ellos. Al mismo tiempo, ha quebrado el modelo económico de crecimiento ilimitado, que va mucho más allá de las necesidades reales y exige un consumo exacerbado, y profundamente desigual, para que la maquinaria de la especulación y el beneficio de unos pocos sigan funcionando.

De estos años hemos aprendido varias cosas. La primera, que los “mantras” que nos repetían incansablemente y con los que intentaban explicarnos el mundo desde la óptica neoliberal han caído estrepitosamente. La segunda, que los efectos de la crisis la han pagado aquellos que no la generaron. Los rescates para el sistema financiero, ha sido la dolorosa lección que nos ha permitido ver a las Instituciones políticas y financieras al servicio de los poderosos.

Pero hemos aprendido algo más. No creemos, estamos seguros de que hay alternativas a esta situación de precariedad y falta de expectativas. Nosotros tenemos un plan: un nuevo acuerdo, el Green New Deal madrileño capaz de generar oportunidades de empleo, un futuro sostenible y una ciudad mejor y más habitable. Asumir a la vez una  transición hacia una economía sostenible que hoy por hoy, es la única estrategia posible para salir de la crisis, manteniendo los niveles de protección social, los derechos y el empleo digno.

EQUO Madrid considera, y así lo  refleja en el informe, que es el momento de apostar por un Nuevo Modelo. Para ello se deben cambiar las mal llamadas políticas de austeridad e implantar una política de inversiones que impulse los sectores de  energías renovables, la rehabilitación de edificios, la gestión de residuos o la movilidad sostenible, que desarrolle la capacidad innovadora a través del I+D+i o la nuevas tecnologías y que además permita recuperar el potencial de servicios fundamentales como educación, sanidad, cuidado a la dependencia y otros sectores como la cultura.

España en general y la Comunidad de Madrid en particular tienen  un importante potencial en todos estos sectores estratégicos. Las experiencias de nuestro entorno europeo nos indican además que es posible hacer una transición justa desde el paradigma del consumo ilimitado con recursos limitados hacia un modelo alternativo capaz de generar empleo.

El trabajo se ha desarrollado con un análisis de necesidades enfocado al empleo y la economía de la ciudad y la región de Madrid, con el objetivo de plantear una propuesta política que integre necesidades ambientales, sociales y económicas de la región. Esta propuesta tiene como eje fundamental la creación de empleo verde y la recuperación de derechos y servicios fundamentales

 

Situación de partida :

La Comunidad de Madrid, como el resto de territorios, ha sufrido la crisis económica fundamentalmente en la pérdida de empleo. Los efectos empiezan a manifestarse a finales de 2007, desde entonces y hasta finales de 2013 (datos de la Encuesta de Población Activa), se han perdido 479.400 empleos netos y el paro ha crecido en 481.500 personas , según datos contenidos  el informe CCOO sobre Crisis y Empleo en la

Comunidad de Madrid 2008-2013. Según el mismo informe en este periodo los jóvenes menores de 25 años tienen una tasa de paro del 52%. El desempleo también ha llegado a las personas de más edad (190.000 desempleados más mayores de 45 años), ha aumentado el paro de larga duración que ya afecta al 63% de las personas sin empleo, siguen disminuyen las personas que tienen prestaciones por desempleo (el 57% no tiene prestaciones) por lo que el riesgo de exclusión social y pobreza ha aumentado en la región.

El balance de estos años pone de manifiesto que no han existido políticas regionales capaces de plantear alternativas viables a la situación, y las que se han puesto en marcha se han basado en reformas laborales y recortes en las inversiones, servicios públicos y gastos sociales.

 

[Imagen]

 

Si Madrid quiere salir de la crisis debe buscar soluciones para el cambio del modelo productivo; resolver el problema del paro juvenil, mayores de 50 años y el generado por el hundimiento del sector de la construcción. Dado que los recursos de que disponemos son limitados, para el desarrollo de programas de fomento del empleo habría que establecer nuevas bases que permitan desarrollar un modelo económico basado en el conocimiento, la investigación, las nuevas tecnologías y la innovación.

Para ello hay que garantizar una formación alta cualificación para poder competir con capital humano en la sociedad del conocimiento y, por otro lado, generar empleo para personas con otras especialidades técnicas o formativas. Por todo ello, creemos que las áreas a incidir en una estrategia de empleo para los próximos cinco años serían las siguientes:

 

  1. FORMACIÓN

Educación

I+D+i

Emprendimiento

  1. GENERACIÓN DE EMPLEO

Empleo verde

Educación

I+D+i

Sector de los cuidados y servicios públicos Sector cultural y turístico